Versión para impresiónEnviar por correo electrónicoPDF version
Contratación con el Estado: Nuevas oportunidades para las Mipymes

El artículo sostiene que condicionar la limitación de los procesos a que las Mipyme tengan su domicilio principal en el municipio o departamento de ejecución del contrato reduce injustificadamente su oportunidad de acceso al mercado público y no es acorde con el espíritu de la normativa que rige la materia. Una Mipyme nacional puede argumentar válidamente que cuenta con domicilio en el departamento de ejecución del contrato por el hecho de tener sucursal o agencia en dicho lugar.

08/10/2018

El presente artículo fue escrito por el equipo del OCCP. 

El Estado es el principal contratante del país, la adquisición de bienes y servicios por parte de Entidades del Estado es cercana al 13% del PIB, lo que representa 110 billones de pesos.

En estas compras, el papel de las Mipyme es fundamental. Según los datos del SECOP I y el SECOP II contrastados con el RUES, a nivel territorial desde 2016 al 31 de julio de 2018 el 47% de las compras públicas han sido contratadas con micro, pequeñas y medianas empresas y a nivel nacional esta cifra es cercana al 46%.

Sin embargo, estas cifras se quedan cortas si tenemos en cuenta que, según el DANE, cerca del 96% de las empresas colombianas son Mipymes y que actualmente no se aprovechan algunas de los incentivos que otorga el Estado.

Esta situación puede presentarse, porque la contratación pública es asociada usualmente a corrupción, repartición de mercado (los mismos con los mismos) y tramitología innecesaria (papeles, firmas, copias, expedientes), lo cual frena la participación de las Mipyme en el sistema porque no lo identifican como un asunto estratégico de negocios o porque creen que es necesario contar con un equipo especializado y robusto para contratar con el Estado.

El sistema electrónico de compra pública busca transformar la contratación pública para obtener mayor valor por los recursos públicos e incrementar la participación contrarrestando estas apreciaciones.

Si usted es un micro, pequeño o mediano empresario tenga en cuenta que:

  • Mediante el SECOP II todos tenemos acceso en tiempo real a los procesos de contratación con el Estado.
  • Al registrarse como Proveedor, puede tener notificaciones de los procesos de contratación de su interés de acuerdo con su oferta de bienes y servicios.
  • Si crea un perfil público este es su carta de presentación comercial para eventuales contratos con el Estado y puede ser ubicado por Entidades estatales para enviar cotizaciones o participar en procesos de contratación. No tema enviar información solicitada por Entidades en estos medios, es un buen insumo para los estudios de mercado que posteriormente se convierten en oportunidades de negocio con el Estado.
  • El costo de oportunidad de presentar ofertas se reduce sustancialmente. Todo el proceso es en línea, por lo cual se reducen significativamente los costos de impresión y papelería y no es necesario estar en la misma ciudad del proceso de contratación para participar en él, lo que disminuye costos de transporte e intermediación.
  • Cuando la oferta económica se incluye en el espacio destinado para esto, se mantiene encriptada hasta que se cumpla la condición para abrirla. Lo cual otorga mayor seguridad y transparencia al proceso de contratación.

Para contratar con el Estado, tienen a su disposición las guías y manuales que publica Colombia Compra Eficiente en su página de internet. Estas herramientas, además de los cursos virtuales y de las capacitaciones presenciales que realiza Colombia Compra Eficiente mensualmente son buenos elementos para entender cómo contrata el Estado y los requisitos qué necesitan para lograrlo.

Por ejemplo, la “Guía para facilitar la circulación de facturas emitidas en desarrollo de un contrato estatal” está dirigida a explicar cómo el Factoring es una figura aplicable en los contratos en el Estado y como este instrumento alternativo de financiación permite que las micro, pequeñas y medianas empresas puedan adquirir recursos en el corto plazo para desarrollar sus actividades.

Así mismo encontrará guías sobre asuntos corporativos que debe tener en cuenta en Procesos de Contratación como la determinación de requisitos habilitantes o incentivos dentro de la contratación pública.

Las Mipymes han sido exitosas principalmente en servicios de gestión, profesionales de empresa y servicios administrativos, así como en servicios de edificación, construcción de instalaciones y mantenimiento. Sin embargo, esta tendencia podría ser superior si manifestaran con mayor frecuencia su interés de limitar la convocatoria en las licitaciones, selecciones abreviadas y concursos de méritos.

Para facilitar el desarrollo y promover la creación de empresa, por mandato legal en caso de presentarse empate las Entidades preferirán a las Mipymes. Adicionalmente, como otro incentivo estas pueden solicitar a la Entidad Estatal que limite una licitación pública, selección abreviada o concurso de méritos a la participación exclusiva de micro, pequeñas y medianas empresas.

Una convocatoria puede limitarse a Mipymes cuando el valor sea inferior a 125.000 dólares americanos (Unos 377 millones de pesos al cambio de hoy) y por lo menos 3 Mipymes manifiesten su interés en limitar la convocatoria a estos tamaños empresariales en el plazo previsto entre la publicación de los estudios y documentos previos y un día hábil antes de la Apertura del Proceso de Contratación (fecha de publicación de los pliegos definitivos). Esta limitación puede darse también territorialmente, si la solicitud la realizan 3 Mipymes domiciliadas en el departamento o municipio.

Para manifestar su interés, las Mipymes deben acreditar que tienen más de un año de existencia y su tamaño empresarial por medio de una certificación del representante legal, revisor fiscal o contador si está obligado a tenerlo.

Si consultan el SECOP I y el SECOP II se darán cuenta la cantidad de procesos de contratación de cuantías inferiores a 377 millones de pesos y el potencial de negocio que esto significa.

Las micro, pequeñas y medianas empresas tienden a presentarse principalmente a procesos de contratación directa y de mínima cuantía. De hecho, es recomendable que empiecen su interacción con el Estado por este medio porque son mecanismos más simples y expeditos. De acuerdo con el Secop I y II entre el primero de enero de 2017 y el 31 de julio del 2018 las Entidades Estatales registraron más de 238 mil procesos de contratación de mínima cuantía, un gran número de oportunidades de contratación.

El proceso de mínima cuantía es un procedimiento sencillo y rápido para escoger el contratista de bienes y servicios que no excedan el 10% de la menor cuantía de las Entidades Estatales. El “Manual de la modalidad de selección de mínima cuantía” es una buena herramienta para entiendan en detalle esta importante modalidad de contratación.

Dentro de la mínima cuantía el precio es el factor de decisión y cuenta con menores formalidades. Por ejemplo, bajo esta modalidad no es necesario presentar el RUP, los estudios y documentos previos son más cortos, y los términos del proceso de contratación son más cortos. El término para presentar ofertas es de por lo menos un día hábil contado a partir de la publicación de la invitación y naturalmente la invitación debe estar publicada por lo menos durante un día hábil.

Vincular a las Mipymes al sistema de compra pública es un asunto estratégico del Gobierno Nacional. Por este motivo, Colombia Compra Eficiente ha identificado oportunidades de mejora que ha compartido con el Departamento Nacional de Planeación para que sean estudiadas en el marco de la construcción del Plan Nacional de Desarrollo. Dentro de estas estrategias se ha planteado la necesidad de revisar el costo del Registro Único de Proponentes para incentivar la participación de Mipymes en licitaciones públicas, la importancia de conocer la cadena de valor de los grandes proveedores para generar nuevas oportunidades de crecimiento de las Mipymes; identificar cuáles son los límites u obstáculos que tienen las Mipymes para participar en procesos de contratación y finalmente coordinar programas interinstitucionales de formación para Mipymes.

Contratar con el Estado puede ser visto como un asunto estratégico de negocio, aprovechen su capacidad de adaptación para acceder a las oportunidades.